¿Exime el error humano de la infracción en la protección de datos?

El error humano es común en todos nosotros. Sin embargo, no siempre podemos utilizarlo para justificar nuestros actos. En los aspectos legales, pocas veces podrá eximirte de culpa; y, desde luego, no es el caso de lo que ocurre frente a la AEPD en la protección de datos.

¿Hay distinción entre dolo y culpa frente a la AEPD?

En el aspecto jurídico, el dolo sería el ánimo o la voluntad que tiene un sujeto para incumplir una determinada norma. En la culpa, por otro lado, no se tendría la voluntad de incumplir; pero, sin embargo, no habremos tomado medidas para no hacerlo.

No obstante, en la protección de datos, no podemos refugiarnos en la inexistencia del dolo, pues la AEPD no exime de culpa al error humano. Por tanto, si bien podemos encontrar una clara distinción entre lo que significa el dolo y lo que implica la culpa; tenemos que destacar que, frente a la AEPD, no existen dichas diferencias o estas, más bien, carecen de importancia.

Ya que, en la legislación vigente, así como en la, próximamente, en vigor de protección de datos, no podremos utilizar la equivocación como excusa para evadir la culpa.

¿Qué influencia puede tener el uso de la informática en la protección de datos?

Tendemos a confiar en exceso en el uso de la tecnología, en la actualidad. Lo cierto es que, aunque puede agilizar procesos y tiene una gran utilidad a la hora de facilitar nuestras vidas, también multiplica los errores que podemos cometer, así como la relevancia que estos tienen.

Si mezclamos los fallos que, de por sí, podemos cometer, como personas humanas, con el aumento de la utilización de las nuevas tecnologías, una confusión básica puede incrementar la importancia y el tamaño de la equivocación. Por ello, aunque se siga utilizando la tecnología, tenemos que contar con un especial cuidado en su utilización y no bajar la guardia en ningún momento.

La mayor precaución que te recomendamos que tomes, cuando hablamos de protección de datos, engloba la utilización del correo electrónico. Lo ideal es que establezcamos procesos que puedan aportar una mayor seguridad a las tareas que realizamos cotidianamente, como añadir quién será el receptor de nuestro mensaje.

El uso de la informática en la protección de datos podría influir, en conclusión, en la cantidad de errores humanos que cometemos y que -recordemos- no nos eximirá de culpa. Igualmente, tendrá consecuencias en la relevancia que estos tengan, pero también en poder mejorar los mecanismos de seguridad que estemos usando.

Consultoría de protección de datos para empresas

Una consultoría de protección de datos es de gran importancia para las personas físicas, pero puede serlo, en especial, para las empresas. Esto se debe a que las sociedades deben tener una especial precaución cuando gestionen datos personales. Para muchas sociedades, es una gestión habitual.

¿Qué ocurre si un cliente nos denuncia ante la AEPD?

Debemos prestar una gran atención a los clientes molestos, ya que el mismo hecho de ser humanos a la hora de cometer una equivocación se da cuando se quiere poner una denuncia. Por ello, si no gestionamos bien los datos de un cliente, este podrá dirigirse a la AEPD y ejercer su derecho legítimo a la protección de datos.

¿Cómo debemos llevar a cabo las comunicaciones a los clientes y trabajadores?

Seguramente, no te sorprenderá saber que la mayor parte de las inspecciones que ocurren en una empresa viene dada por la denuncia previa de algún cliente, empleado o antiguo trabajador que se encuentra molesto con nuestra actuación.

Ante la AEPD, no tiene importancia si dicho sujeto está realizando su denuncia en base a un ejercicio real de su derecho a la protección de datos o la cursa por puro resentimiento, siempre y cuando dicha denuncia se encuentre bien fundamentada.

En cualquier caso, las comunicaciones deberán realizarse siempre con total diligencia y una actitud abierta al diálogo con el sujeto. Si actuamos como empresa, tendremos que tomar precauciones cuando queramos avisar sobre alguna decisión o algún hecho. No importa si afecta a un cliente o un trabajador.

Una consultoría de protección de datos podrá asegurarnos que todo se encuentra en nuestra sociedad bajo el cumplimiento de la legislación en materia de protección de datos. Así, los errores serán mucho menores y de menor importancia, lo que facilitará las decisiones y comunicaciones con los otros sujetos.

Debemos tener en cuenta que el error humano es la causa principal de la fuga de datos personales, además de ser un peligro para la información personal de los particulares con la que cuentan las empresas. Por la importancia que tiene el derecho fundamental a la protección de datos, la confusión no valdrá ante una denuncia en la AEPD; y, por ello, resulta de gran importancia y utilidad en la actualidad contar con una consultoría de protección de datos.

imagen

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

div#stuning-header .dfd-stuning-header-bg-container {background-image: url(https://gesprodat.com/wp-content/uploads/2018/04/protección-de-datos.jpg);background-size: cover;background-position: center center;background-attachment: scroll;background-repeat: no-repeat;}#stuning-header div.page-title-inner {min-height: 550px;}

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios ofreciendo una experiencia de navegación personalizada. Si aceptas o continúas navegando, consideramos que apruebas su uso. Puedes obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar