¿Cómo hacer compras seguras en Internet? 

El objetivo de este artículo es ayudarte a hacer compras seguras en Internet. Ten presente que no todas las tiendas son iguales. Por ello, has de ser consciente y desenvolverte con prudencia en este entorno. Para eso, necesitas aprender a detectar posibles riesgos, fallos y ausencias de fiabilidad en los comercios electrónicos elegidos. ¿Quieres saber cómo hacerlo? Te lo contamos en Gesprodat.

Consejos útiles para hacer compras en Internet

Sin ánimo de desarrollar una completa guía de compra segura, estas recomendaciones te ayudarán a comportarte con más seguridad y a detectar el peligro. Igual que la escuela y los docentes tienen un papel importante en la educación digital, los especialistas en nuevas tecnologías debemos aportar en este campo.

Te explicamos, por ello, cómo seleccionar un ecommerce de confianza mediante unas sencillas pautas.

Infórmate sobre la tienda

Por muy atractiva y relevante que te parezca una oferta, no te precipites. Antes de comprar, infórmate y busca opiniones de distintos usuarios sobre el establecimiento y la empresa.

Para comprobar su fiabilidad, analiza estos elementos en el sitio:

  • Medios de pago.
  • Información de contacto.
  • Condiciones de venta y políticas legales.
  • Valoraciones de usuarios.
  • Descripciones de productos o servicios.
  • Quiénes somos.

Combina la lectura de ciertos apartados de su web con la consulta en buscadores externos. Apuesta, preferentemente, por los ecommerces oficiales.

Compara precios y productos

La inmediatez no es la mejor pauta al hacer compras online. Si has encontrado una oferta atractiva para el producto que quieres, sigue buscando. Compara opciones y quizás encuentres alguna alternativa mejor o más fiable. Desconfía si la oferta es extraordinariamente buena y distintiva frente a la generalidad del resto de las posibilidades. Si te familiarizas con el uso de los comparadores de precios, esta parte te resultará más sencilla.

Evita las redes WiFi públicas

Las quiebras de seguridad en estas redes son frecuentes. El riesgo de robo de datos bancarios es real y no debes arriesgarte. Por lo tanto, espera a llegar a un entorno digital seguro para hacer tu adquisición. En cualquier caso, nunca compres desde una conexión wifi pública, ya que estas redes no cifran la información que se transmite a través de ellas y, por lo tanto, no son seguras.

Prefiere las url con certificación de seguridad

¿Sueles fijarte en las direcciones web visibles en la barra del navegador? Las url que empiezan por https, en vez de por http, son más fiables. Este elemento actúa como un formato de encriptación que protege los datos personales. Aunque no es la única medida que debes tomar, este criterio resulta útil para protegerte.

Utiliza contraseñas fiables

Al crear tus cuentas de usuario, no minusvalores la importancia de blindarlas con contraseñas seguras. Usa siempre fórmulas alfanuméricas para prevenir el potencial acceso de intrusos. Sé cuidadoso al gestionarlas y ten presente cuánto te juegas al crearlas.

Protege tu dispositivo antes de comprar

Instala un antivirus en tu equipo antes de empezar a hacer las transacciones. Asimismo, conviene tener actualizado el dispositivo a la última versión, así como las aplicaciones empleadas. A veces, al comprar pueden instalarse softwares maliciosos que dañarán tus intereses.

Revisa tus cargos bancarios

Permanece atento a los cobros que te pasan, sea en tu tarjeta o en tu cuenta bancaria, sobre todo, después de comprar en una tienda desconocida. Si notas cargos extras o excesivos, contacta con tu entidad financiera y solicita que bloqueen la tarjeta. Después, denuncia en la comisaría.

Como ves, hacer compras seguras en Internet está en tu mano. Tan solo debes ser prudente, aplicar el sentido común e incorporar estas pautas.