Certificación ISO 27001 y ventajas de un sistema de gestión de seguridad de la información

La Certificación ISO 27001 reconoce la calidad de una organización en lo que a seguridad de la información se refiere. Aunque la protección de datos es un tema candente hoy en día, lo cierto es que la norma de la que te estamos hablando lleva en vigor desde 2005. Lo que pone de relieve que la seguridad en el manejo de la información es una cuestión que preocupa desde hace mucho.

En la actualidad, son cada vez más las empresas que ponen en marcha sistemas de gestión de seguridad de la información, también conocidos como SGSI. ¿Quieres saber por qué lo hacen? Prepárate para conocer los beneficios que tienen.

Ventajas de implantar un sistema de gestión de seguridad de la información

Si implantar un SGSI siempre es buena idea, todavía lo es más mejorarlo hasta el punto de poder obtener gracias a él la Certificación ISO 27001. Así se puede demostrar que los procesos de seguridad están estructurados y coordinados.

Reduce las posibilidades de que se produzcan incidentes

Ningún SGSI garantiza un nivel de riesgo cero. En parte porque los ciberdelincuentes siempre parecen ir un paso por delante. Lo que realmente garantiza un sistema de este tipo es que el riesgo a sufrir incidentes que afecten a la protección de datos se reduce.

Si el sistema cuenta con Certificación ISO, no solo se reduce el riesgo sino que se minimizan los efectos en caso de que este llegue a materializarse. Porque para obtener la Certificación hay que presentar un plan de continuidad del negocio que incluya cómo afrontar los incidentes.

Aumenta el prestigio de la empresa

Un sistema de gestión de este tipo es una garantía más para consumidores, proveedores y socios estratégicos. Demuestra que la organización está preocupada por la protección de datos y se esfuerza por reforzar la seguridad en torno a esta cuestión. Esto contribuye a mejorar la imagen que la marca proyecta hacia el exterior.

La protección de datos aporta ventaja competitiva

En Europa, la confidencialidad y adecuado tratamiento de los datos son temas que preocupan mucho. Que una empresa pueda demostrar que tiene un buen SGSI, e incluso cuenta con una Certificación de calidad, es la llave que puede abrir la puerta a nuevos mercados y nuevos tipos de clientes dentro de la Unión Europea y también fuera de ella.

ISO 27001

Facilita la homologación si se trabaja como proveedor

Las normas ISO tienen validez a nivel internacional. Si una empresa desea abrirse camino a modo de proveedora en un mercado extranjero, será más fácil que se homologuen sus procesos en materia de seguridad, calidad, medio ambiente, etcétera, si puede acreditar que tiene una Certificación de este tipo.

Reduce los costes asociados a incidentes de seguridad

Todos los incidentes de seguridad tienen un coste para las empresas, por pequeños que sean. Un sistema de gestión de seguridad de la información consigue reducir el riesgo y el número de incidentes relacionados con el tratamiento de datos. Esto reduce el gasto que va asociado a las acciones y reparaciones que hay que poner en marcha cuando el riesgo para la seguridad se materializa.

Motiva a los empleados

El perfil del trabajador actual tiene como eje central la búsqueda de empresas comprometidas y con valores con los que se identifica el propio empleado. Contar un un SGSI demuestra que a la organización le preocupa la seguridad en materia de protección de datos. Así, este sistema de gestión contribuye a atraer el talento y retenerlo, mejorando la motivación de los trabajadores.

La Certificación ISO 27001 es la mejor forma de demostrar que el sistema de gestión de seguridad de la información implantado es de la máxima calidad. Algo que, como acabas de comprobar, tiene múltiples beneficios para las empresas.

imagen