3 grandes secretos empresariales por los que todos se preguntan

Los secretos empresariales mejor guardados son, en numerosas ocasiones, los que hacen que una compañía llegue a lo más alto. No solo porque nadie más puede acceder a él, sino también porque ese secreto forma parte de un marketing indirecto al despertar la curiosidad de los consumidores. Ninguno conocemos el ingrediente secreto de la Coca-Cola, el caso más flagrante que, seguro, se te viene a la cabeza, pero hay otras compañías conocidas que también guardan datos confidenciales sobre los productos o servicios que ofrecen.

Tres casos prácticos prototípicos

Un secreto empresarial consiste en una determinada información relativa a una industria concreta que no está disponible para terceros. Muchas veces, se opta por no patentar esta ventaja diferencial, ya que solo así se puede mantener oculto el secreto industrial que recae sobre los productos que comercializa o los servicios que ofrece una marca. Te ponemos tres ejemplos típicos más allá del de Coca-Cola.

1. Kentucky Fried Chicken

El secreto de la receta de Kentucky Fried Chicken (KFC) ha sido uno de los mejor guardados en la historia de la gastronomía. El secreto industrial afecta al rebozado de este producto, que contiene, presuntamente, once especias distintas, no desveladas por parte de la empresa, con la que consigue ese sabor tan característico. Al igual que sucede con el ingrediente secreto de la Coca-Cola, corren rumores de que el de KFC se encuentra en una caja fuerte de 320 kilogramos, vigilado todo el día por detectores de movimiento y cámaras de seguridad.

2. El algoritmo de Google

El algoritmo de Google es otro de los secretos mejor guardados. La página web comenzó siendo un buscador muy pequeño, al que le adelantaban otros que, hoy, se han quedado atrás en cuanto a volumen de búsquedas, como por ejemplo Yahoo. El código de este buscador fue, en un principio, abierto, puesto que se registró como PageRank en 1999.

No obstante, Google comenzó a crecer y a implantar cambios cada año en el algoritmo, unas variaciones posteriores que sí se han mantenido en secreto hasta la actualidad. Estas variaciones han modificado casi por completo la fórmula inicial en estos últimos años y, por tanto, los criterios a la hora de asignar la importancia de una web cuando buscamos en Google ya no son los mismos que los del sistema inicial.

secretos empresariales mejor guardados

3. El aceite multiusos WD-40

El aceite multiusos WD-40 también tiene una fórmula secreta. Originalmente, fue creado por una empresa que fabricaba componentes químicos para cohetes, por eso los primeros envases tenían esa forma. De hecho, originariamente, el nombre de la empresa creadora era Rocket Chemical Company. El nombre procede de «agua», que en inglés es Water, de ahí la W, y el número, que refiere los intentos que se hicieron para conseguir que el producto la desplazara.

Cuando los consumidores comenzaron a llevarse WD-40 para su uso personal, se comenzó a vender en latas. Su comercialización se normalizó a finales de los años cincuenta. Hoy en día, la empresa se llama WD-40 y sus productos se utilizan en diversos sectores. Sin embargo, su fórmula continúa siendo un secreto.

Los secretos empresariales mejor guardados, sin duda, son el factor que ha hecho triunfar a muchas de las empresas más famosas y exitosas del panorama actual. Las propiedades de los productos o de los servicios que ofrecen, mantenido en secreto su fórmula, es lo que les aporta una gran ventaja diferencial que hace que merezca la pena no patentarlo. Desde el punto de vista del creador, es mejor que nunca se conozca a que se conozca y se deban pagar unos derechos de explotación únicamente durante treinta años.

imagen